5 formas para introducir publicidad en tu contenido de forma sutil

Si quieres ser influyente y que también lo sea tu página web, de seguro sabes que la publicidad es esencial en el mundo digital. Tener un blog es una buena forma de ganar dinero por internet, por lo que puede ser momento de pensar en incluir publicidad en él. Sin embargo, es cierto que la publicidad puede causar problemas cuando no se incluye bien.

A menos que tengas un copywriter como parte de tu equipo, o que tú lo seas, es bueno saber un poco acerca de incluir publicidad en tu texto y contenido sin que sea muy aparente. No hay nada peor que un artículo que está promocionando un producto de manera obvia, pues el lector lo notará de inmediato y dejará de visitar tu página web muy pronto.

¿Cómo introducir publicidad en tu contenido de manera sutil?

Sigues estos consejos para introducir publicidad en el contenido web sin que sea muy aparente y así ganarás seguidores y tendrás más clientes publicitarios:

 

  • Investiga el tema y producto antes de escribir: muchas veces cuando hay espacios publicitarios en las páginas web, o artículos pagados, el lector lo nota de inmediato porque la información es muy general y el texto es genérico y aburridor.

 

Antes de empezar a escribir acerca de un producto o de una compañía o servicio, asegúrate de saber todo lo necesario para hacer del texto informativo pero atractivo al mismo tiempo.

Si utilizas información que te ha dado tu cliente, de seguro el lenguaje no es el mismo de tu sitio web, y los lectores lo notarán. Infórmate y transforma el texto en algo realmente tuyo.

 

  • Incluye anécdotas o historias auténticas: no porque estés promocionando un producto o compañía en un artículo significa que este tenga que ser completamente ajeno a ti. Los lectores aman cuando les das algo de tu vida personal y les cuentas historias reales, así que en lugar de escribir algo dedicado únicamente a la publicidad, incluye toques personales con los que  el lector se pueda relacionar.

 

  • Introduce los enlaces pertinentes y sin que sean evidentes: a nadie le gusta leer un artículo que solo promociona otros sitios web o productos mediante el uso excesivo de links. Si estás escribiendo un artículo promocional, más bien utiliza frases pertinentes y relevantes al tema y ahí puedes incluir los enlaces. Si incluyes los links de esta forma, le das la opción a tu lector de ir o no a la otra página web, pero también le explicas un poco más del propósito del link.

 

  • Nunca menciones el productor o empresa directamente:  aunque parezca contraproducente, es bueno evitar nombrar directamente el producto o la empresa que promocionan el artículo. Si tu lector sospecha que estás promocionando algo, de todas formas se puede interesar por el tema y contenido, pero si directamente sabe que es una promoción publicitaria, no dudará en abandonar tu página web.

 

Un buen copywriter hace que el contenido parezca auténtico y relevante, pero puede también mezclar el producto que promociona sin necesidad de darle nombre propio. Al final, el lector se debe sentir inspirado e interesado en el producto sin siquiera esperarlo.

 

  • Escoge un producto o servicio que vaya con tu estilo: aunque no sea fácil hacer dinero cuando te limitas a ciertos temas y productos, la publicidad que no va con el tema de tu blog o sitio web, no va a vender y ciertamente te va a afectar al final. Tu marca siempre debe ser tu prioridad, por lo que debes vigilar que tipo de publicidad aceptas y promociones. Ten mucho cuidado con productos que no sirvan o que sean irrelevantes a lo que haces y sobre lo que escribes.

 

Parte de la publicidad es saber mover el tráfico que recibes en tu página web, por lo que debes en parte saber vender un producto. Pero ten en cuenta que tu sitio web debe ser siempre lo más importante, por lo que si sigues estas formas para incluir la publicidad, tendrás más éxito en tu contenido y tus lectores seguirán visitándote.

Edith Gómez

Soy una apasionada del marketing digital especializada en comunicación online. Me niego a irme a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Me inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *